5 alimentos básicos en la cocina japonesa

comida japonesa

En los últimos años la comida japonesa ha conseguido una gran popularidad por sus sabores y aromas. Pero detrás de todo esto hay algo más. La alimentación de la población de este país también resulta esencial para garantizar la longevidad de sus habitantes, en donde la esperanza de vida alcanza los 80 años. En gran parte esto se debe a que presentan los índices de obesidad y sobrepeso más bajos de los países desarrollados.  A continuación te presentamos 5 alimentos básicos en la cocina japonesa.

Pescado

1pescado

Se trata de la principal fuente de proteínas de los japoneses. Al contrario de lo que ocurre en la cultura occidental, suelen consumir menos carne. Se decantan por pescados de agua salada o fría, como el atún y el salmón.

Destacan por su alto contenido en ácidos grasos omega 3, que ayudan a regular los niveles de colesterol, estimulan la mente y protegen contra las enfermedades cardiovasculares. Lo toman una o dos veces al día, y su consumo puede ser crudo o poco cocido. El pescado resulta mucho más digestivo en comparación con las carnes.

Arroz

1arroz

Es la base de la cocina japonesa. Los cuencos de arroz blanco nunca faltan en la mesa. En este país hay una gran variedad de este producto, con más de 300 clases. En la mayor parte de las ocasiones utilizan arroceras que les permiten conservar el arroz templado y húmedo, por lo que no será preciso que cocinen más de una vez al día. Gracias al arroz conseguirán hidratos de carbono complejos.

Té verde

1te

En las comidas suelen beber agua o té verde. Este tipo de infusión es tan común que no dudan en incorporarlo a galletas, helados o dulces. Lo más característico del té verde es que proporciona una elevada cantidad de antioxidantes y no aporta calorías. También cuenta con calcio, magnesio, potasio, flúor y vitaminas del grupo B.

Algas

1alga

Las algas son otro alimento muy especial dentro de la cocina japonesa. Sobre todo se suelen usar el kombu, wakame y la nori para envolver los sushis. Sin embargo, es un producto que tiene beneficios pero también sus inconvenientes. Tiene un elevado contenido en yodo, pero sí se consume por encima de lo aconsejable podría provocar problemas de tiroides en niños y embarazadas.

Miso

1miso

Puede resultar el más desconocido de todos los productos que presentamos en este artículo. Se trata de una pasta de soja fermentada que tiene importantes cantidades de isoflavonas. Se realiza con más facilidad la digestión debido a su contenido en enzimas vivas.

La sopa miso es un acompañamiento tanto en almuerzos, cenas y desayunos. No se utiliza como plato único. Entre otras cosas le suelen añadir algas, tofu y vegetales. Siempre será bien recibido todo lo que aporte minerales, fibra, antioxidantes y vitaminas.

Comentar

Noticias relacionadas

Etiquetas

Últimas noticias